Ránking
Mejores Universidades de México

EL CAMINO DE LA DIVERSIDAD

2017 es el año en que este ranking integra la medición de la inclusión y la diversidad, como un elemento más de la calidad universitaria buscada. Personas diferentes, conforman culturas organizacionales más ricas y mejores experiencias educativas.

Cristóbal Sáez Riquelme, AméricaEconomía Intelligence

La gran novedad del Ranking de las Mejores Universidades de México de este año es que se incluyó una completa nueva dimensión de análisis: Inclusión y Diversidad, la que mide fundamentalmente la participación de mujeres, indígenas y personas con necesidades especiales, y becas.

De tal manera, el resultado de la pesquisa arroja nombres de universidades que no tenían mayor figuración. Es el caso de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (29° y con un alza de 7 puestos), la que obtiene los mayores puntajes en esta dimensión, fundamentalmente porque tiene una fuerte vocación de apoyo a estudiantes indígenas (99 estudiantes de licenciatura, 3 de maestría y 1 de doctorado), contando con un programa propio de apoyo y estando suscrita al Programa de Apoyo a Estudiantes Indígenas de Instituciones de Educación Superior.

Así, este ranking pone en valor los esfuerzos que los planteles hacen por integrar a los pueblos indígenas mexicanos, los que suman casi 15 millones de personas (12,5% del total de la población). Considerando las 50 universidades del ranking, estas acogen a 9.709 estudiantes indígenas en sus licenciaturas (0,7% del total de la matrícula), 94 en maestrías (0,2%) y 12 en doctorados (0,1%). Cifras muy bajas, en comparación con la población general.

En cuanto a las mujeres, las noticias no son tan malas. El porcentaje de académicas que ocupan cargos de alta dirección (rectorados, prorrectorados, vicerrectorados, decanatos y dirección de programas académicos) en los planteles universitarios considerados en este ranking es de 39,6%. Una cifra baja, que muestra el persistente predominio masculino, pero al menos es superior al 36,2% de académicas chilenas en los mismos rangos, conforme el último Ranking de las Mejores Universidades de Chile, publicado y editado también por AméricaEconomía.

Bon Voyage

Otra novedad relevante del ranking es la ampliación de la dimensión de análisis Internacionalización, la que este año cuenta con información de convenios de intercambio y doble titulación, y de cantidades de alumnos que vienen y van de desde y hacia México.

De tal manera, ITAM (11°) es la entidad de educación superior que mayor puntaje obtiene en materia de intercambios, pues suma nueve convenios de doble titulación (siendo dos de ellos con universidades top 100, según QS), diez convenios de intercambio de profesores (cinco de ellos en el top 100), y han ido a pasantías 128 estudiantes de ITAM durante el periodo 2015-2016 (13 de ello a universidades top 100).

Pese a lo anterior, ITAM no obtiene el máximo puntaje en la dimensión, y lo retiene la UNAM (1°), pues Internalización también incluye la figuración de las universidades mexicanas en los rankings internacionales.

No obstante, la dimensión en sí aumenta su peso estadístico, pasando de un 10% en 2016 a un 15% en este 2017. A esto se suma un 5% que vale la dimensión de Inclusión y Diversidad. Modificaciones que implican la reducción del peso estadístico de las dimensiones Prestigio (que pasa de 20% a 15%) y Oferta de Posgrado (15% a 10%).

Sin dudas cambios fuertes en la metodología, pero necesarios… y posibles, pues este año, por primera vez, AméricaEconomía convocó a ser parte de la medición a cada una de las universidades del ranking, invitándolas a ofrecer información justamente en las dimensiones nuevas o que incrementan su valor.

37 de las 50 aceptaron el desafío, teniendo por resultado un mejor ranking, como para orientar las decisiones de los postulantes y sus padres.

Movimientos

A pesar de que se realizaron modificaciones metodológicas relevantes, el ranking guarda cierta estabilidad. En especial, en la parte alta de la tabla, la que tiene por principal novedad el ingreso al top 10 de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP -9°), con un alza de 10 posiciones, la que se explica fundamentalmente por cambios importantes en la información de origen, obtenidos de la base EXECUM – UNAM, la que a su vez recoge información de la Secretaría de Educación Pública de México, y que en 2016 arrojó información errónea sobre la cantidad y composición del profesorado de la BUAP, la que finalmente fue trabajada por el equipo investigador de AméricaEconomía. Con datos sin errores para 2017, la BUAP aumenta significativamente su puntaje en Calidad Docente e Investigación. Además, esta universidad poblana tiene un muy buen rendimiento en materia de Internacionalización, con las nuevas variables integradas.

Otro plantel que mostró un alza importante (34° al 13°) es Anáhuac, la que lo logró principalmente por un incremento significativo de su Oferta de Posgrado, tanto por la vía del aumento de programas de maestrías y doctorados, como por lograr acreditaciones para estos. También fue relevante su actividad de Internacionalización, pues obtiene una alta tasa de mención en las preguntas de Internacionalización de las encuestas telefónicas y on line, que se realizan a reclutadores y lectores de El Economista.

Otra gran alza (19 posiciones) la registra la Universidad de Monterrey (30°), pues aumenta en la cantidad y proporción de programas acreditadas, y logra la segunda posición en las variables de convenios de doble titulación e intercambio de profesores, logrando un incremento significativo en el puntaje de Internacionalización, el que además sube su ponderación.